Higueras de Abuya

Concluye Eustaquio Buelna Pérez que la interpretación de Abuya puede ser problemática; puede venir de ahuayac, cosa gustosa, agradable, adjetivo que lleva ya consigo la terminación locativa c, significando lugar agradable.

Este toponímico está relacionado con un accidente fisiográfico debido a que, en este lugar, reconocen los vientos del Corumuel, de la península de la Baja California, esto hace que el sitio tenga un clima templado y agradable. En la sindicatura viven cerca de 4 mil 685 personas distribuidas en 20 comunidades, de las cuales sobresalen por su tamaño, Higueras de Abuya, Obispo y Abuya y Ceuta II.

Su territorio está delimitado hacia el norte por las sindicaturas de Tacuichamona y Quilá, además del Municipio de Cosalá, hacia el este está el Municipio de Elota, hacia el oeste la Sindicatura de Emiliano Zapata y al sur la de Baila.

Su economía se sustenta en la agricultura y la ganadería, que aún no se encuentran totalmente tecnificada. La principal corriente hidrológica es el Arroyo de Abuya que en las cercanías al poblado de Luis Echevarría Álvarez se junta con el de Tacuichamona para formar una sola corriente y continuar su viaje hasta su desembocadura en un estero que está en la línea de costa.

En la comunidad es tradicional festejar el día de la Santa Cruz, cada día 3 de mayo de cada año. Higueras de Abuya tiene siete comisarías y se ubica a 72 kilómetros de Culiacán e una extensión territorial de 274.105 kilómetros cuadrados.
Un 40 por ciento de sus tierras son de riego con producción agrícola, silvicultura y ganadería, así como cuenta con recursos minerales sin explotar en forma.

Las ruinas de su templo en el pueblo de Abuya es de lo más antiguo, en su suelo han sido encontradas figuras de barro, malacates para hilar, pedernales, puntas de flecha, entre otras.